Las empanadillas dulces de manzana son un plato delicioso y sencillo de hacer, se puede optar por realizar la masa a mano siguiendo las indicaciones de la masa casera para empanadas o bien comprar la masa ya preparada que viene en obleas individuales y envasadas al vacío. Este paso dependerá siempre de ti, del tiempo que tengas para estar en la cocina y las ganas de realizar la masa a mano o acudir un instante al supermercado y comprar la masa de empanadillas.

Con los ingredientes que te indico a continuación harás 12 empanadillas dulces de manzana, para hacer más simplemente tienes que aumentar las cantidades en proporción a las que quieras preparar.

Ingredientes:
12 obleas de masa de empanadillas
2 manzanas Golden (cocidas y peladas previamente)
1 cucharada de postre colmada de canela
3 cucharadas de azúcar glas
1 cucharada de azúcar para relleno
1 porción de melocotón en almíbar (una mitad)
50 gramos de mantequilla
1 cuarto de vaso de agua

Elaboración:
Precalentar el horno a 180º
En un cazo colocar la mantequilla, colocar las manzanas cortadas en pequeños trozos retirando pepitas y cualquier trozo duro de la manzana, añadir el melocotón bien cortado, el azúcar de relleno, una vez que comience a hervir añadir poco a poco el agua, añadir la canela y poner a fuego lento hasta que el agua prácticamente se evapore. Retirar del fuego y dejar enfriar

Colocar las obleas sobre una fuente de horno con papel para hornear, añadir la canela al relleno dar unas vueltas y rellenar las obleas en el centro, una vez que ya tengan todas el relleno se doblan a la mitad y se pinchan con un tenedor en los bordes de la masa, realizando un bonito diseño con el tenedor de un lado al otro de la masa.

Meter la fuente al horno y dejar hasta que la masa se dore, cuando ya se vea lista retirar del horno y dejar enfriar dos minutos, a continuación espolvorear  de azúcar glas cada empanadilla y servir calientes o frías al gusto de los comensales.

Nota:
Aunque existen miles de versiones para preparar estas empanadillas dulces de manzana, os aseguro que nosotros las preparamos con ese toque de canela, manzana y melocotón y quedan deliciosas, jugosas y aguantan perfectamente dos días en la nevera en un recipiente seco que las aísle de la humedad.