La Tarta Medovik  – Tarta de Miel es procedente de Rusia y Ucrania, se ha convertido con los años en una de las tartas más populares de su repostería tradicional.

Para la elaboración de la Tarta Medovik, o Tarta de Miel, apenas se requieren ingredientes y un poco de paciencia. Si te gusta la repostería y pasar tiempo en la cocina, te animo a probarla.

Ingredientes:
2 Huevos
1 Sobre de Levadura Química (buena marca)
400 gramos de Harina de Trigo
100 gramos de Mantequilla
80 o 100 gramos de Miel (dependiendo de su espesor)
220 gramos de Azúcar blanco
1 pizca de Sal

Elaboración:
Para preparar y cocinar esta laboriosa tarta Medovik, tomar su tiempo en la cocina y preparar un bol que se pueda colocar al baño maría y en el que agregar los siguientes ingredientes, el azúcar, la miel y la mantequilla. Poner sobre una tartera con agua a baño maría sin dejar de remover hasta dejar la mezcla en un tono blanquecino.

Tras conseguir ese tono blanquecino, retirar el bol del agua y dejar que se enfríe un poco para seguir con el proceso.

Cuando esté prácticamente templada esa crema, batir dos huevos e incorporarlos a la mezcla, evitando que se cuajen, mezclar bien.

Colocar en otro bol la harina y la levadura e integrarla bien, a continuación, añadir la harina sobre los huevos y resto de ingredientes poco a poco (en unas 3 o 4 veces), seguir removiendo sin parar hasta que la mezcla espese bien.

Enharinar una superficie plana, verter todo el contenido anterior y seguir amasando con las manos, sin forzar la masa, sólo amasar sin parar, seguir amasando y agregando harina hasta conseguir que quede lisa y no demasiado pegajosa.

Cuando esté lista la masa para preparar la tarta Medovik o tarta de miel, estirarla bien toda la masa por igual para cortar 10 porciones lisas completamente iguales, enharinar estas porciones y darles un redondeo con la mano hasta hacer 10 bolas iguales.

Dejar las bolas sobre un plato llano envuelto en papel film en el frigorífico durante un poco más de media hora.

Una vez transcurridos poco más de 30 minutos, retirar el plato de bolas de masa del frigorífico y colocarlo sobre una superficie plana, sacar una a una las bolas y dándole por individual con el rodillo de amasar debéis formar círculos, bien ayudándose con un corta masas o con un molde circular, tenéis que lograr que la masa tenga 10 círculos totalmente iguales.

Hornear las 10 capas colocadas por individual en fuente de horno unos 7 minutos a una temperatura de 180 grados, retirar del horno cuando estén doradas, evidentemente no os entrarán todas las porciones a la vez, hornear entre una y dos porciones de masa de cada vez.

Para ahorrar tiempo podéis ir extendiendo la masa e ir horneando, de este modo se va pasando el tiempo de horneado mientras las extendéis.

Dejar enfriar por individual las 10 capas de la masa de la tarta y una vez frías colocarlas todas en forma de torre y envolverlas en papel film evitando que se rompan y se endurezcan, mientras tanto seguiremos con la elaboración de la tarta a la que ahora le queda el proceso de la crema de relleno.

Ingredientes para la crema de la tarta:
250 gramos Mantequilla
300 gramos de Crema agria o llamada también nata agria
200 gramos de azúcar glas

Elaboración de la crema relleno tarta de miel
Colocar la mantequilla a temperatura ambiente, posteriormente ponerla en un bol para batirla con la batidora un par de minutos, cuando esté un poco batida agregar el azúcar glas poco a poco hasta conseguir una mezcla blanquecina, añadir la crema agria poco a poco hasta conseguir que todos los ingredientes se mezclen bien, el batido llevará unos 5 minutos aproximadamente para conseguir la textura de crema con los ingredientes bien mezclados y lista para untar.

Poner la mezcla en el frigorífico durante un tiempo mientras vamos preparando la masa para su relleno.

Elaboración final de la tarta Medovik
Ir colocando las capas de masa y rellenándolas con la crema relleno para la tarta de miel, repetir este proceso hasta conseguir subir una capa sobre otra, intercalándolas con relleno.

Una vez finalizada la tarta, para recubrir por encima y adornar, podéis aprovechar la masa sobrante de hacer las capas, colocar esa masa en el horno, hornear unos minutos hasta que se dore, retirar dejar enfriar, triturar con la batidora o un triturador de granos de café hasta conseguir pequeños trocitos que servirán para espolvorear por encima toda la tarta.

Nota:
La tarta Mevodik es bastante laboriosa pero desde luego su sabor vale la pena.

Su sabor como bien indica su nombre “tarta de miel”, tiene un delicioso gusto a miel recién preparada con ese toque agrio de la nata. Es una de las tartas más populares de Rusia, con más de 200 años de historia.

La autoría de la tarta Mevodik o tarta de miel, se atribuye a un cocinero anónimo, que al igual que muchos otros a lo largo de la historia, dejó en el mundo de la cocina un verdadero manjar de la repostería casera Rusa.

Es relativamente una tarta económica que también se prepara dentro de la cocina ucraniana. Se suele cocinar mucho durante la época navideña formando parte del catálogo de tartas navideñas más populares en Rusia y Ucrania.